Categorias


Visitante totales: 141355
— Google Analytics

STUBBY, UN HÉROE DE CUATRO PATAS

STUBBY, UN HÉROE DE CUATRO PATAS

01.Stubby.jpg

El perro con más condecoraciones de la Primera Guerra Mundial

Stubby era un pequeño perro mestizo, mezcla de Boston Terrier y Pit Bull que fue encontrado en el campus de la universidad de Yale en 1917 por John Robert Conroy, quien se encariñó con este can al que se llevó a la Primera Guerra Mundial escondido dentro de su abrigo. Durante su desplazamiento en buque hasta Europa, fue mantenido en secreto gracias al apoyo de todos los soldados, tanto así que a un maquinista se le ocurrió la brillante idea de fabricarle unas chapas de identificación idénticas a las de los soldados, chapas que Stubby lució con orgullo desde ese momento.

02 sargento stubby.jpg

Días después fue descubierto por un oficial que le permitió ser incorporado en un Regimiento de Infantería asignado a la División 26 de Massachussets, conocida como la “División Yankee”. Una de sus principales características fue su entusiasmo que ayudó a mantener en alto la moral de las tropas, tanto antes como después de los combates, siendo muy apreciado por los soldados y los oficiales al mando.

sargento stubby.jpg

Era miembro del batallón con toda propiedad, siendo herido en su pata y pecho por la explosión de una granada que lo obligó a ingresar al hospital militar, donde su simpatía ayudó a levantar la moral de doctores y soldados convalecientes. Una de sus mayores hazañas de guerra ocurrió a mediados de marzo de 1918, donde logró sobrevivir durante todo un día a un ataque con gas mostaza, por lo que tuvo que ser llevado a un centro médico nuevamente.

stubby campo.jpg

Después de volver a su regimiento, su fino olfato le permitió distinguir el olor característico del gas que lo instó a ladrar y jalar a sus compañeros de tropa para despertarles y ponerlos en alerta, salvando así muchas vidas que le permitieron ser nombrado como Cabo Primero. A partir de esto se convirtió en la más eficaz alarma cuando su unidad recibía ataques con gases tóxicos.

stubby 3.jpg

Otra de sus acciones heroicas fue el descubrir a un espía alemán a quien inmovilizó mordiéndole una pierna y el trasero, alertando nuevamente a sus compañeros de batalla. Esta acción le sirvió para ascender al grado de Sargento. También apoyó a los miembros de los equipos de salud localizando combatientes heridos y guiando a soldados de su regimiento para que regresaran a las trincheras.

stubbys.jpg

Era tanta su simpatía, que algunas mujeres francesas le fabricaron un chaleco en gamuza para que lo usara como uniforme, donde empezó a llevar sus condecoraciones, entre ellas, las dos banditas que lo acreditaban como soldado herido en combate. Entre sus numerosos honores estuvieron el Parche de la División YD Yankee, la Medalla francesa de la Batalla de Verdún, la Medalla de la convención de la Legión Americana, la Medalla de los veteranos de la Primera Guerra Mundial, la Medalla de guerra francesa, la Medalla de la campaña de St. Mihiel, El Corazón Púrpura y la Medalla de la campaña de Chateau Thierry.

03. stubby condecorado.jpg

Cuando Stubby regresó a casa fue convertido en toda una celebridad, encabezando desfiles militares por diversas regiones de Estados Unidos. Conoció a los presidentes Woodrow Wilson, Calvin Coolidge y Warren G. Harding e incluso en 1921, le fue impuesta la Medalla de oro de la “Humane Society of the United States” por el general John J. Pershing.

Fue nombrado miembro vitalicio de la Cruz Roja Americana, la Legión y la YMCA. En su honor fue colocada una placa que dice “Sargento Stubby, perro héroe de la Primera Guerra Mundial: un valiente vagabundo”, en el “Walk of Honor” del “Liberty Memorial” de Kansas City.

05. Sargento Stubby Disecado.jpg

Stubby murió pasados sus 10 años en brazos de su amo, siendo donado por él al museo Smithsonian, donde su cuerpo disecado se encuentra exhibido en la exposición “The Price of Freedom: Americans at War” (El precio de la libertad: Los Americanos en la guerra) como muestra del valor y la lealtad de un soldado más, uno de los tantos animales que defendieron y salvaron las vidas de muchos combatientes.

Alejandro Bernal

OBJETO GIGANTE CAPTADO POR RADARES INGRESÓ EN NUESTRA ATMÓSFERA

OBJETO GIGANTE CAPTADO POR RADARES INGRESÓ EN NUESTRA ATMÓSFERA

INVESTIGAN RITUALES SATÁNICOS DENTRO DE LA MARA SALVATRUCHA

INVESTIGAN RITUALES SATÁNICOS DENTRO DE LA MARA SALVATRUCHA